Fairy Tail: análisis arco de Macao

Estándar

Fairy Tail (2006 – 2017) es un shōnen creado por Hiro Mashima que narra las aventuras de un gremio de magos llamado Fairy Tail. Este manga empieza con el arco argumental de Macao cuyo nombre hace referencia a uno de los miembros de Fairy Tail que se da por desaparecido al tardar en regresar de un trabajo. Esta primera saga consta de tan sólo tres capítulos en el manga titulados: «Fairy Tail», «¡Aparece el maestro!» y «La salamandra, el mono y el toro». La historia tiene como punto de partida cumplir el sueño que quiere alcanzar Lucy Heartfilia de ser hechicera de Fairy Tail, con lo cual, en ocasiones, ella será una de las voces narrativas que cuenten el devenir de la trama a modo de diario personal junto con un narrador omnisciente. El viaje de esta chica se desarrolla en un mundo ficticio que está repleto de humor, aventuras, magia, combates y una defensa férrea de los valores del gremio de magos que da título a este shōnen que son apoyar a los compañeros y compañeras de Fairy Tail, divertirse con ellos y actuar según lo que uno crea que es lo correcto en cada situación por el bien del gremio.
La trama presenta cómo Lucy conoce a Natsu y Happy siendo este encuentro la base que llevará a la joven hechicera a formar parte del gremio al que anhela unirse. Los tres han viajado a Hargeon por motivos distintos. La primera está comprando objetos mágicos mientras que el segundo comprueba si los rumores sobre la aparición de Salamander son ciertos. El nombre de este mago de fuego les atraerá hacia un estafador que finge ser Salamander. Al ser desenmascarado por Natsu, el verdadero Salamander, Lucy lo invita a comer y ambos comparten con el otro cuál es su meta en la vida. Ella sueña con ser hechicera de un gran gremio mientras que él quiere encontrar a Igneel, un dragón que fue su padre adoptivo para posteriormente desaparecer. Tras el primer encuentro de Lucy, Natsu y Happy, sus caminos se separan para reencontrarse en el barco del timador, cuyo nombre real es Bora, que Natsu señala de nuevo como impostor al afirmar ser miembro de su gremio, siendo esto falso. Esta relevación, tras un combate entre este mago contra Bora sus subordinados, le llevará a Lucy al gremio de magos con el que sueña.
Una vez allí, Fairy Tail se manifiesta como un grupo de hechiceros alegres y que se pelean entre sí de forma amistosa, estando en una juerga perpetua hasta que Makarov, maestro del gremio, consigue con su presencia que vuelva la calma para anunciarles que el consejo mágico es consciente de los desperfectos que causan los magos en su trabajos. Seguidamente, quema con magia de fuego los documentos que contienen esta información y les deja claro a los magos del gremio que cada uno tiene que hacer lo que crea que tiene que hacer. Siguiendo esta máxima, Natsu decide ir en busca de Macao porque su hijo Romeo afirma que su padre ha desaparecido. Teniendo presente su situación con Igneel, el joven mago no duda en viajar al monte Hakobe acompañado de Happy y Lucy donde entre los tres derrotarán a un Vulcano que, finalmente, se revelará como Macao, ya que los monos Vulcano poseen cuerpos humanos. Macao consiguió domar a diecinueve de ellos para que su hijo esté orgulloso de su padre. El número veinte tomó el control de él hasta que los tres hechiceros que fueron a rescatarlo vencieron al monstruo.
A pesar de que esta primera saga de Fairy Tail solo conste de tres capítulos, en ellos se asientan las bases de este manga desde el principio como el ambiente desenfadado del gremio, el hecho de que el consejo mágico vigile los movimientos de este grupo de magos que causan alborotos allá por donde pasan y el fuerte sentimiento de compañerismo hacia los miembros de Fairy Tail. Lo interesante de esta presentación es que los rasgos distintivos del grupo de hechiceros al que se une Lucy Heartfilia son mostrados ante la mirada ingenua de ella, puesto que, al igual que el lector, está conociendo a este grupo de personas con las que pasará muchos momentos alegres, tristes y difíciles. Por ello, en las ocasiones en las que se convierte en la voz narrativa en la trama se percibe la nostalgia por los hechos contados a los que se les impregna los sentimientos que ella sintió en cada uno de ellos.
Fruto de este desconocimiento hacia la nueva aventura en la que se embarca, es que el autor emplea gags cómicos en este personaje para expresar sorpresa. Por ejemplo, ella no da crédito a que Natsu haya sido criado por un dragón o a que los miembros del gremio de Fairy Tail sean tan singulares. Este extrañamiento del personaje hacia lo desconocido es atractivo porque se trata de forma humorística sin que esto perjudique al tono de la trama debido a que en este arco argumental predomina un tono relajado y no serio que, incluso, se mantiene en los combates. Cuando Lucy, Natsu o Happy hacen uso de su magia sigue habiendo momentos divertidos como la relación que los espíritus estelares, Aquarius, Taurus y Hologrium, mantienen con la maga así como el punto débil de Natsu de marearse en medios de transporte en movimiento por ser Dragon Slayer.
En definitiva, el arco argumental de Macao introduce la búsqueda constante de aventuras, el humor, el compañerismo y los combates que, como en casi todo shōnen, son los ingredientes que hacen florecer a Fairy Tail como manga, siendo el más icónico el orgullo que comporta ser mago de este gremio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s